Influencia del Tratamiento Superficial en la Resistencia de Unión de una Cerámica Prensada a un Cemento con Base de Resina

El aparecimiento de nuevos materiales y técnicas se basa en las limitaciones de materiales preexistentes. La primera indicación del uso de las cerámicas en Odontología es atribuida a Pierre Fauchard 1728, no obstante, su aplicación fue iniciada en 1774 por el francés Alexis Duchateu, cuando él sustituyó los dientes de marfil por cerámicos en las prótesis totales.

El uso como coronas individuales fue introducido por Charles H. Land, en 1889. En este período, las cerámicas estaban compuestas básicamente de feldespato y no poseían infraestructura metálica, luego, en función de las características de friabilidad de las cerámicas, los trabajos clínicos fueron destinados al fracaso. Con esa preocupación, Grifith, en 1920, descubrió en la superficie de las cerámicas feldespáticas, pequeñas grietas que actuaban como puntos de fragmentación que se propagaban cuando sufrían esfuerzos masticatorios, llevándola a la fractura. Sin embargo, la popularidad del uso de este material se inició cuando el uso de las cerámicas fundidas al oro fue patentado convirtiendo entonces la rehabilitación con coronas de metal-cerámica en un procedimiento clínico electivo.

coronas libre de metal
Con el aparecimiento de la demanda estética, la búsqueda de una solución para las restauraciones cerámicas sin el inconveniente del uso de las estructuras metálicas, llevó al desarrollo de las cerámicas reforzadas con alúmina al 50%. Desde estas cerámicas, la tecnología en el desarrollo de este material avanzó tanto en su composición, como en sus propiedades mecánicas.

En 1983, en la Universidad de Zürich, fue desarrollado un sistema cerámico con refuerzo de leucita llamado IPS Empress® (Ivoclar Vivadent, Schaan, Liechtenstein). Su composición es básicamente feldespática, no obstante, la parte cristalina consiste en cristales de leucita. El cambio en la composición permitió la indicación de estos materiales para inlays, onlays, carillas laminadas y coronas totales individuales en posteriores.

En 1993, el sistema Golden-Gate-System® fue lanzado por Degussa (Richmond, BC, Canadá), compuesto por una aleación de oro Degunorm® y una cerámica feldespática hidrotérmica llamada Duceragold®. Con el propósito de mejorarlo, el fabricante incluyó en el sistema una cerámica pura reforzada con leucita llamada Cergogold®(7). Este sistema está indicado para inlays, onlays, carillas laminadas y coronas individuales puras (sin cofia metálica).

descargar_pdf

 

The following two tabs change content below.
Estudiante de la Lic. en Cirujano Dentista en la Universidad de Guadalajara, Emprendedor, Apasionado por la Odontología, Conocedor de temas en Motivación, Creatividad, Comunicación, Marketing y Liderazgo.

Latest posts by Ricardo Plascencia Martínez (see all)